Volcán Nevado del Huila

    volcan nevado del huila colombia

    El Volcán Nevado del Huila, es un complejo volcánico activo formado por estratovolcanes y múltiples domos (en el Pico Sur). Su actividad ha sido dominantemente potente, en su desarrollo más reciente ha generado flujos piroclásticos producidos por colapsos y/o explotes de domos.

    Su altura máxima, el Pico Central de 5.364 metros, corresponde al punto más alto de la cordillera Central y de los Andes en Colombia.

    Dónde está el volcán Nevado del Huila

    El Complejo Volcánico Nevado del Huila, conocido generalmente como el Volcán Nevado del Huila, está situado en el Parque Nacional Natural del mismo nombre que está localizado entre los departamentos de Cauca, Huila y Tolima, a una distancia de doscientos ochenta y cinco km al Sur oeste de la ciudad de Bogotá, ochenta y cinco km al Noreste de Popayán y sesenta km de Neiva.

    Cómo llegar al Volcán nevado del Huila

    Para acceder al Nevado del Huila se pueden tomar 2 caminos. El primero, desde el oeste, es una carretera, la que se deriva de la vía Panamericana en Santander de Quilichao, pasa por Caloto, El Palo y Tacueyó, para llegar a un lugar llamado Verdún 250 metros sobre el nivel del mar. En la desembocadura de la quebrada del mismo nombre al río Páez.

    El segundo camino, viene desde el este también, es otra vía que sale de Neiva – Pitalito y pasa por La Plata, Belalcázar y Tálaga, para llegar a Tóez, desde donde se debe pasear por la ribera del río Páez, hasta Verdún.

    Desde Verdún se debe seguir, a lo largo de seis u ocho horas, por un camino difícil, hasta lograr el campamento El Colombiano, localizado en el parte medio oeste, en la cota cuatro seiscientos metros, lugar desde donde los montañistas comienzan el ascenso cara a la cima nevada.

    Este camino es muy exigente y para empezarlo se aconseja contar con equipo de alta montaña y guías.

    volcan nevado del huila colombia

    Climatología

    El tiempo del Parque Natural Nevado del Huila es variable dependiendo de la altitud y la temporada del año.

    Dada la diferencia de niveles en el Nevado del Huila entre las cotas dos mil metros, en el extremo Sur y cinco mil trescientos sesenta y cuatro metros en el Pico Central, existen múltiples pisos climáticos (subandino a helado).

    La precipitación promedio anual es del orden de dos mil ochocientos metros mm en los sitios más bajos y de 1000 mm en las zonas más elevadas.

    La época de mayores lluvias se da en los periodos de diciembre a marzo y de agosto a septiembre. La nubosidad es alta y el brillo solar bajo

    Geología del volcán Nevado del Huila

    El Complejo Volcánico, se ha formado por medio de 2 edificios sobrepuestos, llamados Pre-Huila y Huila. Este último se desarrolló en 2 etapas: Edificio Viejo y Edificio Actual. Los productos emitidos por este Complejo Volcánico han sido primordialmente de composición andesítica.

    La colocación del domo de lava ocurrió en el Pico Central del Nevado del Huila a fines de 2008, estuvo acompañada de disturbios sísmicos y de importantes emisiones de dióxido de azufre (SO2).

    La extrusión continuó entre noviembre de 2008 y noviembre de 2009. Las plumas de ceniza fueron observadas con frecuencia por cámaras web a finales de 2008 y hasta diciembre de 2009, y las imágenes de satélite revisadas por el Centro de Asesoramiento sobre Cenizas Volcánicas de Washington, detectaron emisiones intermitentes de ceniza entre octubre de 2009 y abril de 2011.

    De enero de 2009 a diciembre de 2012, el Instituto Colombiano de Geología y Minería informó de emisiones persistentes del domo de lava y de cambios drásticos en el glaciar encaramado a medida que el domo de lava se expandía por los flancos Este y Oeste. La actividad disminuyó en general entre noviembre de 2010 y 2012.

    Actividad volcánica del Nevado del Huila

    La actividad del volcán no ha cambiado significativamente durante el último año.

    El observatorio del volcán informó de que durante el mes de diciembre de 2018 se registraron un total de 1023 eventos sísmicos, de los cuales 446 estuvieron relacionados con procesos de fractura de rocas y 577 con movimientos internos de fluidos.

    De estos últimos, 541 se clasificaron como terremotos de largo período (tipo LP), 19 como pulsos de temblor de bajo nivel de energía (tipo TR) y diecisiete (17) como eventos híbridos (tipo HB), que se asociaron tanto con la fractura de rocas como con el movimiento de fluidos.

    No se detectaron cambios en la actividad volcánica visible en la superficie: el volcán sigue mostrando desgasificación de penachos blancos que contienen principalmente vapor de agua.

    El Servicio de Vigilancia, mantiene el nivel de actividad en color amarillo (3 en la escala de 1 a 5), lo que significa que está en un estado inestable, y con posibilidades de se produzca algún fenómeno.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *